Propiedades de lujo en venta en España.

Diversidad, localización y posibilidades.

El mercado inmobiliario español de lujo ha demostrado su solidez en los años más duros de la crisis europea y ha enfilado el camino de la revalorización con mayor rapidez que el resto, ofreciendo múltiples posibilidades de negocio a inversores de todo el mundo.

Pisos de lujo, propiedades rústicas, palacios urbanos, casas señoriales, fincas agrícolas, cortijos... El elenco de posibilidades es tan amplio como las preferencias de inversión y cuenta con ejemplos a lo largo de toda la geografía española.

Propiedades de prestigio en el litoral: Costa del Sol, Costa Blanca y Costa Brava

La característica del mercado español de propiedades de prestigio permite contar con una segmentación muy notable. En el caso de las zonas costeras, que constituyen también algunos de los principales destinos turísticos del país, los inmuebles se vuelven todavía más exclusivos.

 La Costa del Sol es una de las más célebres en el extranjero al incluir ciudades como Marbella, que presenta una nómina de pisos y viviendas de lujo a considerar. Se trata además de un ambiente internacional con fuerte presencia de propietarios británicos, alemanes y rusos. Su cotización es una de las más estables y seguras.

En la Comunidad Valenciana, la Costa Blanca cuenta con destinos de primer orden como Benidorm y Alicante, así como con una larga lista de municipios de tamaño medio: Denia, Jávea, Santa Pola, Altea, Torrevieja, Calpe o Moraira). Es una zona en la que la coyuntura de precios permite encontrar notables oportunidades a primera línea de playa.

En cuanto a la Costa Brava, sobresale por integrar como ninguna otra las esferas del mar y la montaña. Figueras, Blanes, Cadaqués, Rosas o la misma Gerona destacan tanto por sus inmuebles urbanos como por las propiedades rústicas. En este sentido, no es difícil encontrar masías tradicionales y casas señoriales a caballo entre el interior y la costa.

Los tesoros del interior

El interior de la Península Ibérica alberga desde castillos en venta en La Mancha hasta dehesas extremeñas con todo tipo de instalaciones para la realización de actividades de turismo rural. Los cotos de caza madrileños, castellano-leoneses y del centro peninsular en general son otra posibilidad que cuenta además con ayudas públicas y óptimas comunicaciones.

A todo lo anterior cabe añadir las fincas agrícolas de toda tipología, como los olivares andaluces (disponibles muchas veces junto a cortijos de gran valor patrimonial), las viñas manchegas o riojanas o los cítricos en la zona de Levante.

Las ya comentadas masías catalanas o las casonas montañesas del Cantábrico son, asimismo, remansos de paz con todos los servicios imaginables.

Las oportunidades en las grandes ciudades: Madrid, Barcelona, Sevilla, Valencia y Zaragoza

Las grandes ciudades españolas se caracterizan por compaginar propiedades de tipo histórico o patrimonial con inmuebles más vanguardistas, lo que arroja una dualidad en la naturaleza de los activos inmobiliarios muy interesante. En el primer caso, Madrid y Barcelona cuentan con una larga lista de palacetes, palacios urbanos, casas señoriales y pisos de lujo con más de un siglo de existencia y que se concentran en las zonas más céntricas de cada urbe (barrio de Salamanca en Madrid o del Ensanche en Barcelona, entre otros).

Sevilla dispone de una amplia nómina de casas señoriales con varios siglos de existencia, con importantes ejemplos en los barrios de Santa Cruz, San Bartolomé y Triana.

Por supuesto, no nos olvidamos de las propiedades de reciente construcción. Barcelona es un ejemplo muy notable con sus áticos y 'lofts' encarados hacia el Mediterráneo, por no hablar de las modernas casas en barrios como Pedralbes.

En Madrid, zonas como la Castellana y sus calles aledañas presentan también pisos de lujo que han despertado el interés de algunos de los mayores fondos de inversión inmobiliaria del mundo. Sevilla, Valencia y Zaragoza presentan un catálogo en constante expansión y que además cuenta con el aliciente de resultar algo más económico que en las dos mayores ciudades.

Compártenos


Una amplia selección de ofertas de venta y alquiler tanto de particulares como de profesionales inmobiliarios de propiedades de prestigio, activos inmobiliarios singulares, fincas y casas rústicas, así como hoteles con encanto y casas rurales.

Nuestro objetivo es ser un punto de encuentro a nivel nacional e internacional de segmentos de mercado interesados en propiedades y edificios emblemáticos, participando activamente en la localización de posibles compradores o inquilinos para facilitarle un contacto directo y personal con el comprador, y no actuar como un portal más, si no que configurarnos como su socio estratégico para proporcionarle un servicio integral adaptado a sus necesidades de comunicación y posicionamiento en el mercado.