Dehesas y cotos de caza en Andalucía.

Caza y ganadería se cogen de la mano en una dehesa con muchas posibilidades turísticas

La diversificación comercial es una de las principales recomendaciones que los expertos dan a cualquier empresa que echa a andar o que busca expandir su negocio.

En el plano inmobiliario, es evidente que determinadas propiedades parecen especialmente diseñadas para abarcar distintas opciones de explotación, tal y como nos recuerda la presente dehesa jienense.

Enclavada en un marco tan envidiable como las cercanías del Parque Natural de Despeñaperros, en la localidad de Vilches (Jaén), la finca en venta atesora una dilatada trayectoria como espacio para la actividad ganadera.

Sus tierras han visto criarse a numerosas generaciones de toros bravos de la prestigiosa y ya desaparecida ganadería de Don Celso Pellón. No es necesario conocer en detalle la tradición taurina para saber de la relevancia de estos toros en el contexto de finales del s. XIX y principios del XX. Esos pastos siguen utilizándose en la actualidad, pero enfocados hacia los ganados ovinos.

El segundo ámbito de aprovechamiento de la finca pasa por la actividad cinegética. La caza, tanto menor como mayor, está permitida en toda la propiedad merced a una licencia administrativa amparada en el Plan Técnico de Aprovechamiento Cinegético.

El inversor podrá desarrollar los eventos de cacerías que estime oportunos desde el primer minuto, debiendo establecer únicamente el calendario de uso de la dehesa para no solapar la actividad ganadera. Las 230 hectáreas disponibles garantizan una jornada muy entretenida, algo a lo que también contribuye la ondulada superficie, que permite localizar distintos puntos estratégicos para practicar la caza.

Por último, las dos orientaciones anteriormente expuestas se complementan con el turismo de interior propiamente dicho. Tanto la caza como la divulgación de la actividad ganadera pueden ser experiencias que atraigan a numerosos visitantes que deseen profundizar en prácticas tan tradicionales.

Además de ello, la ya comentada proximidad de Despeñaperros y la extraordinaria gastronomía regional son reclamos tanto o más poderosos que los anteriores. No olvidemos que la vivienda principal, de 730 metros cuadrados, dispone de todas las instalaciones y comodidades necesarias para alojar a pequeños grupos de viajeros.

Las óptimas conexiones por carretera y la cercanía de núcleos como Utrera o Baeza completan la carta de presentación.

 

Compártenos


Una amplia selección de ofertas de venta y alquiler tanto de particulares como de profesionales inmobiliarios de propiedades de prestigio, activos inmobiliarios singulares, fincas y casas rústicas, así como hoteles con encanto y casas rurales.

Nuestro objetivo es ser un punto de encuentro a nivel nacional e internacional de segmentos de mercado interesados en propiedades y edificios emblemáticos, participando activamente en la localización de posibles compradores o inquilinos para facilitarle un contacto directo y personal con el comprador, y no actuar como un portal más, si no que configurarnos como su socio estratégico para proporcionarle un servicio integral adaptado a sus necesidades de comunicación y posicionamiento en el mercado.