Una antigua casa de marqueses lista para su explotación.

Las casas señoriales pasan por ser algunas de las propiedades más especiales, variadas y bellas de cuantas puedan adquirirse en el mercado inmobiliario. El presente edificio singular vio la luz en el S. XVIII como parador en el camino entre Aranjuez y Madrid. El paso del tiempo no hizo sino aumentar su valor.

Y es que, tras servir como alojamiento y centro de avituallamiento para quienes recorrían el camino hasta Madrid, el edificio fue reutilizado como casa de labranza, dejando a un lado sus bondades como vivienda. No obstante, esta situación no habría de extenderse mucho, pues en el s. XIX la Marquesa de Villa Antonia quedó prendada de la belleza de la finca y le confirió una nueva utilidad ahora ya como suelo residencial. Lógicamente, para responder a estas demandas hubo que efectuar una honda reforma que adecuara las dependencias interiores al estatus de sus nuevos ocupantes. El resultado fue excepcional.

A comienzos del s. XX, el arquitecto Alberto de Palacio y Elissague llevaría a cabo una nueva reforma de la propiedad, la última hasta la fecha, confiriendo a este edificio la grata imagen que ofrece en la actualidad. No en vano, de Palacio y Elissague era por entonces un reputado arquitecto que contaba entre sus creaciones con la Estación de Atocha de Madrid o la espectacular sede del Banco de España. Poniendo especial atención en los detalles, el arquitecto español nacido en Francia dio a la vivienda un aspecto impecable utilizando azulejos en las paredes de las dos plantas y reformando el patio interior en un claro guiño a la arquitectura de la Granada nazarí.

Por lo demás, este edificio singular cuenta con 850 metros cuadrados construidos dentro de una finca de más de 1.700 m2. Al tratarse de una zona calificada como suelo residencial, la tranquilidad es la nota predominante en el ambiente, a pesar de lo cual dispone de muy buenas conexiones en Valdemoro con una rápida incorporación a la N4. Aunque la estructura básica de la vivienda está protegida, sí que pueden efectuarse ampliaciones de hasta seis alturas y derribar aquellas estancias que no formen parte del cuerpo principal.

 

Compártenos

Propiedades relacionadas con la nota de prensa


  • Lançois Doval es una empresa especializada en la comunicación de venta o alquiler de propiedades de prestigio, empresas y activos inmobiliarios, con más de 25 años de experiencia en el sector.
  • Nuestra amplia cartera incluye, chalets y villas, propiedades de prestigio o históricas, castillos, palacios, casas y pisos señoriales, fincas rústicas, de caza o recreo, masías, cortijos, pazos, haciendas, casas rurales, hoteles con encanto y en definitiva cualquier tipología de propiedad poseedora de un valor añadido para el comprador.
  • Asimismo, disponemos de una división especializada en la comunicación enfocada a la venta de empresas y negocios, edificios y naves industriales, edificios, hoteles, geriátricos, suelo residencial, industrial, logístico, comercial y terciario, activos inmobiliarios en rentabilidad, etc.
  • Nuestra amplia experiencia en la gestión de bases de datos y comunicación empresarial, hacen también de nuestros servicios una herramienta eficaz en caso de expansión territorial de su empresa, búsqueda de nuevos mercados, etc.